El juego
Dolly es un videojuego de plataformas minimalista y con un gran énfasis en el diseño artístico. Con un mundo y entornos dibujados a mano y una gran banda sonora muy adecuada a lo que vemos en pantalla en todo momento.
Se publicó en 2015 como un juego corto (no más de 15-30 minutos), algo así como un prototipo, y desde entonces se planeó sacar una versión con motor Unity más pulida, con mejores efectos, más completa y expandida de cara al año 2016, cosa que nunca sucedió.

Estaban previstas versiones para Windows, Mac OSX y Linux. El prototipo o versión inicial para Windows lo tenemos disponible para descarga gratuita en la plataforma itch.io.
Delac dice...
Dolly, no confundir con la famosa oveja Dolly que fue clonada a finales del siglo pasado. Dios, siglo pasado, hemos vivido en dos siglos, eso no sé si es bueno o malo. Hombre, nacer en los 80 creo que fue estupendo, para el que no lo sepa, vivíamos en la calle, con pelotas, monopatines, éramos los bicivoladores y nos creíamos Rambo, Axel Foley o Marty McFly. En fin, no nos pongamos nostálgicos, cada década tiene lo suyo.

Hablemos de Dolly, que tampoco tiene nada que ver con la canción de Louis Armstrong, simplemente es Dolly, desconozco su motivo.
¿Porqué? porque estamos ante un juego que no nos aporta mucha información. Ni al principio, ni al final. Supongo que esa es la razón por la cual te deja pensativo.

Vamos a lo que me interesó al jugarlo. No se qué es Dolly, bueno, si sé que es un juego de plataformas muy, muy cortito. ¿Entonces? Pues ahí está la gracia, en tan breve espacio de tiempo logra captar mi atención, dejándome un buen sabor de boca al finalizarlo, pero con ganas de más. Me han puesto un caramelo en la boca y luego me lo han quitado. Eso no lo consiguen muchos juegos.
Pues igual tú lo pruebas y dices que es una mierda. Pero a mi me transmitió paz, desde el primer momento que vi el escenario y el personaje en pantalla. Quizás fue la música, los colores minimalistas, un mundo misterioso, como flotante, la catarata, las hojas caer. No lo sé, pero no tenía ganas ni de cambiar de pantalla, sólo permanecer allí.

Es un juego para saborearlo sin prisas, tomándote tu tiempo, viendo el mundo, escuchando la música. Yo ya lo he dicho... Ojalá alguien piense igual.
Curiosidades
  • A continuación podemos ver el trailer.
 
Solicitamos su permiso para obtener datos estadí­sticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies. OK | Más información